domingo, 13 de junio de 2021

BARREIROS Saeta 65 1968

Frente a una empresa estatal, dependiente del todopoderoso INI (Instituto Nacional de Industria) como era el fabricante de los Pegaso, ENASA, Barreiros era una compañía privada que se movía principalmente tratando de responder a las necesidades del mercado.
Los Pegaso fueron unas máquinas soberbias, con modelos técnicamente muy avanzados en su momento, a cambio los Barreiros podían resultar un poco más toscos que equipaban motores menos potentes. Sin embargo respondían perfectamente a lo que el transportista del momento necesitaba.

El mayor Saeta de la gama costaba algo más de la mitad de un Pegaso Comet,
cargaba lo mismo y al ser menos potente, 90 CV, era un camión más lento.
Pero estaba disponible en pocas semanas y encima Barreiros ofrecía facilidades de pago, algo que en aquel momento nadie ofrecía al sufrido transportista español.
Los técnicos de Villaverde, el barrio madrileño donde Barreiros levantó una enorme y moderna factoría, compensaron la menor potencia de los Saeta más pesados aportando una reductora que transformaba la caja de cambios de cinco a diez relaciones.

Aunque la economía de hace más de medio siglo en España era regulada y reglamentada desde el estado, lo cierto es que en la automoción el empuje irrefrenable de una persona tan poco común como fue Eduardo Barreiros obró el milagro.
Y es que frente a la todopoderosa empresa estatal ENASA que fabricaba los camiones Pegaso el gallego Eduardo Barreiros levantó su propio imperio.

Sería el Barreiros Saeta uno de sus camiones más exitosos, ocupaba la gama de pesos intermedios entre las 3,5 y las 14 toneladas o lo que es lo mismo entre las 1,5 y 7,5 toneladas de carga útil. Precisamente nacía como respuesta frente a los Pegaso Barajas y Comet de ENASA, cuyo monopolio en la fabricación de camiones sería a partir de entonces una dura pugna por el dominio del mercado nacional de vehículos industriales.

La miniatura es de Salvat para la colección de vehículos de reparto y servicio, siendo la entrega número 30.












Un saludo y hasta la próxima.

2 comentarios:

  1. Hermoso Saeta con la publicidad de SPAR, me recuerda a la cadena de supermercados que invadió mi ciudad en los años ochenta.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Maestro, acá ahora hubo una nueva expansión de la marca con la compra de algunos supermercados minoritarios, pasando a formar parte de este grande

      Saludos

      Eliminar